Primeros pasos para ejecutar un buen plan de exportación

Ante el crecimiento número de empresas que se encuentran dentro de cualquier sector, la exigencia del consumidor moderno y en la necesidad de desarrollar perspectivas de crecimiento en industrias que cada vez evolucionan más rápido, se hace necesario que ya sean muchos los negocios que deban de afrontar el paso de internacionalizar sus productos. Es aquí donde entra en juego y escena, el hecho de que muchas empresas se pregunten como desarrollar un buen plan de exportación.

Por definición, ¿Qué es un plan de exportación?

Un plan de exportación es un documento que recoge una serie de pasos secuenciales debidamente estructurados y planificados para que el exportar sepa las características a las que debe de atender su mercado de referencia y así poder introducir de forma exitosa y adecuada su producto en dicho mercado de referencia. Dicho de otro modo, son las directrices sobre las que se debe de apoyar el exportador para que el proceso de internacionalización se convierta en un factor clave en el desarrollo de su negocio y no que se vuelva en su contra.

A vista general, no se diferencia mucho de un plan comercial o de ventas, pero si es cierto que se debe de puntualizar sobre determinados aspectos claves tales como la normativa del lugar, idioma, logística, target e infraestructura.

¿Qué cinco puntos son los más importantes dentro de este plan?

  • Company profile de la empresa. Es indispensable comentar los puntos fuertes y fortalezas de la empresa dentro de su sector de actividad. Los valores añadidos por los que se destaca y todo aquello que rodea a la marca que se desea comercializar. También es recomendable incluir un diagnóstico real de la imagen de la empresa.
  • Análisis del mercado al que se desea exportar. Incluir todos aquellos aspectos socioeconómicos, culturales y legales que puedan afectar a la penetración del producto dentro de dicho mercado.
  • Operaciones. Es una de las partes más elementales del plan. Ya que se debe de explicar todas aquellas acciones que se van a realizar para poner en comercialización el producto.
  • Control financiero y del riesgo. Como todo plan, se debe de tener un mapeo de la viabilidad del proyecto. Aquí se debe incluir información financiera histórica, flujo efectivo, estados financieros, etc…
  • Oportunidades. Se debe plasmar los beneficios que va a generar el mero hecho de abrir una puerta al exterior. ¿Qué beneficios a corto y largo plazo genera la exportación dentro de mi negocio?

En BCN Euroexpress, no sólo damos asesoramiento como profesionales del servicio de transporte terrestre. También damos el apoyo necesario para que las empresas, en sus pasos iniciales, puedan adentrarse en nuevos mercados europeos e internacionales con las máximas probabilidades de éxito.

Leave a Reply

Your email address will not be published.